The Liberal Post

Portada Noticias Viral

El risueño líder de Corea del Norte, Kim Jong-un, junto a un grupo de risueños militares

La administración presidencial surcoreana (Cheong Wa Dae o Casa Azul en español) expresó su preocupación de que los recientes disparos de misiles balísticos por parte de Pyongyang afecten los esfuerzos para lograr la paz en la península, comunicó la agencia Yonhap.

Tras los lanzamientos realizados por Corea del Norte este miércoles, la Casa Azul convocó una reunión de emergencia del Consejo de Seguridad Nacional (NSC, según sus siglas en inglés).

"Los miembros del NSC expresaron su fuerte preocupación de que los lanzamientos de dos misiles balísticos de corto alcance efectuados por Corea del Norte podrían mermar los esfuerzos para lograr la paz en la península de Corea", dijo la Casa Azul en un comunicado, citado por Yonhap.

Los miembros del Consejo de Seguridad surcoreano subrayaron la necesidad de continuar los esfuerzos diplomáticos para relanzar "las negociaciones estancadas" con Pyongyang sobre la desnuclearización de Corea del Norte.

Este miércoles se informó de que Corea del Sur lanzó dos misiles balísticos de corto alcance cerca del puerto de Wonsan hacia el mar de Japón, que recorrieron unos 250 kilómetros a una altura de 30 kilómetros.

Se trata del segundo ensayo en menos de una semana: el pasado 25 de julio los militares surcoreanos detectaron el ensayo de dos misiles de corto alcance desde las inmediaciones de Wonsan.

Entonces Pyongyang afirmó que con esa prueba transmitió un mensaje de advertencia a "los militaristas de Corea del Sur" en contra de llevar a cabo ejercicios militares y desplegar más armas en su territorio.

La semana pasada el secretario de Estado de EEUU, Mike Pompeo, afirmó que pese a esos lanzamientos Washington prevé continuar negociaciones con Pyongyang.

El pasado 30 de junio los líderes de EEUU y Corea del Norte, Donald Trump y Kim Jong-un, se reunieron en la zona desmilitarizada de Corea.

Trump calificó como histórica esta reunión y anunció que los equipos negociadores de EEUU y Corea del Norte retomarán el trabajo en las próximas semanas.

En junio de 2018, los dos líderes se dieron cita por primera vez en Singapur y se comprometieron a trabajar para normalizar las relaciones bilaterales y desnuclearizar la península de Corea.

Sin embargo, el proceso de distensión se atascó en los meses recientes.

El segundo encuentro, celebrado en Hanói el 27 y el 28 de febrero, terminó de forma abrupta y sin un acuerdo, aunque las partes, según la Casa Blanca, quedaron en mantener más reuniones en el futuro.

Si te ha gustado este artículo compártelo con tus amigos en las redes sociales:

© 2019

The Liberal Post