English

The Liberal Post

Portada Política Sucesos Economía Ciencia Tecnología Sociedad Cultura Historia Viajes

Nicolás Maduro, presidente de Venezuela

El presidente de Venezuela, Nicolás Maduro aseguró este jueves que Estados Unidos y sus aliados serán derrotados cada vez que intenten generar violencia en su país, luego del intento de golpe de Estado en su contra el pasado martes.

"El imperio y sus lacayos no comprenden que la conciencia, voluntad, valentía y coraje del pueblo heroico de (Simón) Bolívar y (Hugo) Chávez hacen de Venezuela una Patria inexpugnable, por eso, en cada intento de sembrar violencia saldrán derrotados, ¡Somos un Pueblo Rebelde!", escribió el Jefe de Estado en la red social Twitter.

El miércoles, el mandatario acusó al Gobierno de Estados Unidos y la oposición de querer llevar a su país a una guerra civil para argumentar una intervención.

El 30 de abril, el diputado opositor Juan Guaidó publicó en Twitter un vídeo en el que llamaba a la población y a los militares a tomar las calles.

En las imágenes se observó a Guaidó junto al opositor Leopoldo López, quien cumplía una condena de casa por cárcel de casi 13 años, algunos militares y al menos dos tanquetas.

El vídeo fue grabado a la altura de la Base Militar Francisco de Miranda, también conocida como La Carlota, en el este de Caracas.

Los militares una vez replegados, estuvieron la Plaza Altamira, y después de acuerdo a algunos medios, pidieron refugio en la embajada de Brasil, información que aún no ha sido confirmada por las autoridades de ese país.

El martes, el este de Caracas fue centro de enfrentamientos entre oposición y funcionarios de la Guardia Nacional que resguardaban la base militar, se reportaron 8 funcionarios heridos y al menos 70 opositores.

El miércoles también se registraron enfrentamientos y hasta las 16:00 hora local (20:00 GMT) se reportaban 27 heridos, entre ellos uno con armada de fuego, y un periodista, presuntamente herido con una bomba molotov.

Además, fuentes policiales indicaron a esta agencia que una joven identificada como Jurubith Rausseo de 27 años, quien habría resultado herida en la cabeza por un impacto de bala durante la protesta en Altamira, falleció al ser intervenida en una clínica de la ciudad, lo cual se sumaría a otro fallecido reportado el martes en el estado Aragua (norte).

Hasta el momento el ministerio de Interior, Justicia y Paz, encargado oficial de dar cifras, no ha emitido informes.

Si te ha gustado este artículo compártelo con tus amigos en las redes sociales: