The Liberal Post

Portada Noticias Vídeos

Pedro Sánchez, presidente del Gobierno de España

La patronal y los grandes bancos de España felicitaron este lunes al presidente del Gobierno y líder del Partido Socialista Obrero Español (PSOE), Pedro Sánchez, por su victoria en las elecciones del domingo, y le propusieron formar un nuevo Ejecutivo con el apoyo de Ciudadanos.

La Confederación Española de Organizaciones Empresariales (CEOE), la principal patronal del país, publicó este lunes un comunicado en el que felicita a Sánchez, al que piden que el próximo gobierno tenga “respeto permanente a la Constitución y a la Corona”.

“CEOE destaca la importancia de la estabilidad política, de la moderación, de la seguridad jurídica y del control presupuestario”, prosigue el comunicado.

Después de la publicación de este comunicado, el presidente de la CEOE, Antonio Garamendi, aseguró en declaraciones a la televisión pública que su preferencia para el próximo gobierno es “todo lo que gire alrededor del centro izquierda” para buscar “estabilidad y moderación”.

De esta manera, la organización patronal se inclina, aunque no lo verbaliza, hacia la formación de un Gobierno del PSOE con el apoyo de Ciudadanos,  en detrimento de una coalición entre fuerzas de izquierda y partidos independentistas.

Según publica el digital El Independiente, el Banco Santander envió un informe interno a sus clientes en el que también apuesta por el pacto entre esas dos formaciones.

“La coalición entre PSOE y Ciudadanos probablemente complacería a los mercados financieros dado que la postura liberal de Ciudadanos sería mejor recibida que el populismo de Unidas Podemos”, señala el informe.

Otros actores en sumarse a la petición de un pacto entre PSOE y Ciudadanos mediante llamamientos a formar un Gobierno “moderado” fueron la patronal catalana Foment del Treball o Renta 4, una de las principales consultoras financieras de España.

En las elecciones de este domingo el PSOE de Sánchez consiguió 123 escaños al Congreso de los Diputados, lo que no le permite llegar por sí mismo a la mayoría necesaria (176) para investir a un candidato, pero le deja como única opción viable para alcanzar el Gobierno mediante pactos con otras formaciones.

Detrás del PSOE se sitúa el Partido Popular (65 escaños), Ciudadanos (57), Unidas Podemos (49), Vox (24), Esquerra Republicana (15), Junts Per Catalunya (7), el Partido Nacionalista Vasco (6), EH Bildu (4) y Coalición Canaria (2).

Una de las vías de pacto de las que dispone Sánchez para volver a La Moncloa pasa por conseguir el apoyo de la coalición izquierdista Unidos Podemos y de una amalgama de partidos regionalistas en los que necesariamente debería entrar alguna formación independentista del País Vasco o Cataluña.

La otra vía consiste en un pacto con Ciudadanos, formación con la que suma mayoría absoluta.

Sin embargo, el líder de los liberales, Albert Rivera, prometió en campaña que los votos a Ciudadanos no servirían para investir a Sánchez.

Sean cuales sean los socios de Sánchez en su intento por ser investido, la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo, anunció este lunes que la intención de los socialistas es gobernar en solitario, aunque ello conlleve tener que bregar toda la legislatura con el hecho de estar en minoría parlamentaria.

Si te ha gustado este artículo compártelo con tus amigos en las redes sociales:

© 2019

The Liberal Post